Buscar este blog

jueves, 29 de octubre de 2009

El espejo por Sergio Sinay


Cuando no le cortan las piernas, hay que hacerle una felación.
Mientras tanto, él no se hace cargo de nada, jamás, por ningún motivo.

Choca con su auto a una pareja y dice que él no conducía.

Niega ser padre de los hijos que va regando por el mundo.

Está siempre listo a ser usado para las peores causas políticas e ideológicas.

Se droga en un mundial y no pide perdón ni a sus compañeros ni a los hinchas.

Trata de mafioso a Julio Grondona (el dueño del fútbol argentino) y después se abraza con el mafioso.

Ahora, por fin, a buena parte de la sociedad empieza a darle un poco de asco.

Es tarde.

La gran mayoría de esta sociedad lo entronó, le perdonó todo, lo justificó, celebró con él “la mano de Dios”, la celebró mucho más que el otro gol, el que de veras era una obra maestra futbolística.

Era “El 10”, el que nos había dado “alegrías” y, por eso, se le perdonaba todo.

Era “el más grande”.

Los periodistas deportivos (todos) hicieron siempre esto que él les ordena ahora.

Y ahora a algunos les da un poquito de asco.

Otros, muchos, siguen con la felatio micrófono en mano.

Maradona no es un extraterrestre.

Representa fielmente a la sociedad que lo hizo ídolo.

Irresponsable, machista, ventajero, descalificador, intolerante, autoritario.

Antes que enojarse con el espejo, es mejor aplicarse en la tarea de transformar aquello que proyectamos en él.

Cada sociedad produce sus ídolos y sus dirigentes.

Si ahora esta sociedad no se hace cargo de lo que aplaudió o lo que votó, si no se hace cargo con actitudes, con acciones, con hechos, con conductas cotidianas, con valores vividos y no sólo declama-
dos seguirá siendo una comunidad en donde puede más un Maradona, un Kirchner (son sinónimos) o cualquier patota que un millón de seres honestos, leales, empáticos y dignos.


4 comentarios:

Anónimo dijo...

qué lastima que el blog se llene de estos comentarios!!! tan cargados de bronca y si uno indaga seguramente de cuestiones que el mismo texto publicado trata de reivindicar, como la democracia, y después compara taxativamente y diría hasta en forma autoritaria a Maradona con un ex presidente, con el odio y el revanchismo no se llega a buen puerto, qué lastima Mariano!!!

Mariano Giraldes dijo...

¿Cuál es la lástima? ¿Qué las opiniones de un articulista reconocido no coincidan con las tuyas? ¿Qué yo publique estos comentarios sobre las actitudes de Maradona en el blog? ¿O que nunca es triste la verdad, lo que no tiene es remedio?
Te recuerdo Anónimo que este blog está abierto a todas las opiniones, y ellas, no necesariamente representan las mías personales.
Si me pongo bíblico comenzando a dar mi opinión en este caso te diría que quien siembra vientos cosecha tempestades. Coincido con vos, sin embargo, que bronca, odio y revanchismo no son buenos consejeros. Pero vale la pena interrogarse dónde comienzan, en la realidad nacional, a generarse tales sentimientos.

Nora dijo...

Sería muy importante y muuy interesante que "anónimo" expusiera sus contra-argumentos a los artículos publicados en lugar de enjuiciarlos sin previo análisis crítico. Por si continuara enjuciando, le cuento que lo que digo no lleva enojo alguno sino un real interes en conocer porqué este pueblo debiera dejar de analizar la actualidad desde una óptica crítica y claro está, en nuestro caso: docente, como todo disparador crítico que ayude a VER una realidad tapada de engañosos velos de amor y paz tanto como de violaciones y asesinatos. Los sentimientos de bronca, resentimiento y revanchismos, son sentimientos propios de quién ve más allá de su impotencia, incluyendo la impotencia misma. Si no los sentimos nunca, puede suceder que estemos mirando para otro lado, insensibles o muertos que es más o menos lo mismo. Si los superamos, fantástico! ya somos iluminados... pero no conozco quién haya visto tanta locura como la hoy existente y que no le haya dado un respingo el corazón... (calmado luego por el "buen comportamiento", claro) Claro que estamos los simuladores, pero de ahi a aconsejar que de eso no se hable!... es cuanto menos... suicida... La negación seguirá escondiendo la realidad para continuar centrando la mirada en la fantasía; así nos creeremos que la globalización sucedió para igualar posibilidades y no que fue un arma de poder de unos sobre otros, que es cierto que éste nuestro gobierno actual vela por los pobres o que Maradona debe hablar como quiera porque fue un as como deportista (¿?) y otras ideas confusas, faltas de discernimiento y por lo tanto disparatadas.
Al respecto cito a Galeano cuando dice "Mi única función es tratar de revelar una realidad enmascarada que vemos y también la que no vemos. Es la realidad de la vigilia, del sueño, es una realidad mentida, a veces mentirosa, pero también capaz de muchas verdades que son verdades desconocidas o raras veces escuchadas.
No hay ninguna fórmula mágica que te pueda permitir cambiar la realidad si no empiezas por verla como es. Para poder transformarla hay que empezar por asumirla. Este es el problema en América Latina. No podemos verla todavía. Estamos ciegos de nosotros mismos porque estamos entrenados para vernos con ojos de otros. Por ello el espejo nos devuelve una mancha de azogue y nada más que una mancha".

ricardo jorge dijo...

profe necesito comunicarme con usted via mail, le dejo mi correo: ricardoldan@hotmail.com